Blogging tips

martes, 22 de enero de 2013

Red Velvet Whoopie Pies

Aveces me pasa que tengo una receta clara, escrita aquí en la entrada y me quedo con la mente en blanco para comenzar a escribir.

¿No os pasa a vosotros?

A mi me pasa mas veces de las que me gustaría...

Aunque muchas veces, cuando tengo las fotos, las palabras empiezan a fluir, es como si al poner las fotos en la entrada la inspiración apareciera de repente, o también porque después de zamparme lo que he preparado (la prueba de calidad siempre se debe hacer oye!) me da un subidón de azúcar que hace que mi cerebro comience a funcionar.

Y hoy me ha pasado eso...

Toda la mañana pensando sobre que escribiros en este post, y de repente, cuando me he comido una de estas mini delicias, las palabras han comenzado a brotar.





¿Alguna vez habéis preparado whoopie pies?

Esta es la primera vez que los preparo, y la verdad es que es una cosa realmente deliciosa. Tan tiernecito, con su relleno mmmmmm, nada más termine de escribiros me voy a zamparme otro...¿o debería esperarme al postre?







RED VELVET WHOOPIE PIES 

Para el bizcocho
190 gramos de harina
10 gramos de cacao en polvo sin azúcar
Media cucharadita de Royal
1/4 de cucharadita de bicarbonato
1/4 de cucharadita de sal
75 gramos de mantequilla
100 gramos de azúcar
1 huevo L
Media cucharadita de vainilla en pasta (o extracto de vainilla)
120 ml de buttermilk
1 cucharadita de colorante rojo en pasta (Extra red de Sugarflair)

Para la crema de relleno
200 gramos de mantequilla
200 gramos de icing sugar
2 cucharadas de vainilla en pasta


Precalentamos el horno a 160ºC

Tamizamos la harina, el cacao, la levadura, el bicarbonato y la sal. Reservamos.

Preparamos el buttermilk. Para ello, mezclamos 110 ml de leche con 10 ml de vinagre blanco o zumo de limón.

Batimos la mantequilla con el azúcar hasta que la mezcla se aclare y esté cremosa. Añadimos el huevo y batimos hasta que se integre por completo. Batiendo a velocidad baja agregamos la harina y el buttermilk. A continuación el colorante rojo y batimos hasta que la mezcla sea homogénea.

Colocamos papel vegetal sobre la bandeja del horno, y con la ayuda de una manga pastelera y una boquilla redonda haremos círculos de unos 3 cm de diámetro aproximadamente, procurando que no estén demasiado juntos, ya que en el horno aumentarán su tamaño. 

Horneamos durante unos 10-12 minutos. Los dejaremos enfriar unos 5 minutos sobre la bandeja y a continuación los pasaremos a una rejilla.




Para preparar el relleno batiremos todos los ingredientes hasta tener una mezcla muy cremosa, parecida a un helado.

Una vez tengamos los whoopie pies fríos ya los podemos rellenar con la crema de vainilla. También los podréis rellenar con crema de queso y estarán realmente increíbles.



Y hasta aquí la entrada de hoy. Espero que os haya gustado y si la probáis contadme que os ha parecido.

Ñaaaam, ñaaaam y requeteñaaaaam!

Seguro que si la preparáis para el desayuno del día de San Valentín, os llevarán todo el día en bandeja por lo requetebuenisimos que están estos whoopie pies.


Nos vemos pronto!

Mil besos, Marina

12 comentarios :

  1. Nunca he preparado whoopie pies y ya va siendo hora y los tuyos de red velvet están ricos seguros!

    besote

    ResponderEliminar
  2. Qué buena pinta, esta receta me la apunto que en breve la hago!!!

    ResponderEliminar
  3. Diosss! Mira qué están buenos los whoopies! Yo nunca los he hecho, pero los he comprado, y buff! Además, estos de Red Velvet me llaman... Tengo que probarlos! jajaja

    Y si, a mi me suele pasar también al escribir cada post. Hasta que no pongo las fotos no sé exactamente que escribir!


    Un beso

    ResponderEliminar
  4. Menuda merendola tienes preparada ahí ^^

    ResponderEliminar
  5. Me encanta los whoopie pies: son deliciosos, fáciles y rápidos de preparar. Eso sí, en versión red velvet no los he probado así que ¡¡a mi lista de cosas por hacer".... jajaja.
    Besote

    ResponderEliminar
  6. Ya me has dado una idea estupenda para sorprender a mi chico en San Valentín: le prepararé para el desayuno estos magníficos whoopie pies y se los llevaré a la cama. ¡Seguro que le encantan!

    ResponderEliminar
  7. No los he preparado nunca pero me llaman la atención. Así en rojo son una monería :)

    Besos
    Bocados Divinos

    ResponderEliminar
  8. Después de ver tu post me estoy preguntando por que nunca me he puesto a hacerlos!!!!! Que pinta mas buena, te han quedado genial, Marina!
    Un besito!
    Montes

    ResponderEliminar
  9. Me encantan!! Además ahora para san valentín son perfectos!!
    Por cierto, échale un vistazo al sorteo que acaba de comenzar en mi blog, puedes ganar muchas cositas!!
    Un beso!
    http://disfrutadelacocinaconmarta.blogspot.com.es/p/sorteo.html

    ResponderEliminar
  10. Te han quedado preciosos. Me encantan! Tengo unas ganas de probar hacerlos...

    ResponderEliminar
  11. Marina, te han quedado de ESCANDALOOOOO, no me extraña que no queden más que las migas...

    Besos!

    ResponderEliminar
  12. Yo aún no los he preparado nunca. A ti te han salido estupendos y tan bonitos...

    ResponderEliminar

¡Gracias por comentar!

Cada vez que recibo un comentario vuestro me entra una emoción increíble, los leo todos y cada uno y ¡¡me encantan!!

Besos y ¡¡gracias de nuevo!!